miércoles, 17 de mayo de 2017

El Umbral de la Eternidad

Pinchar para ir a Ken Follett

Mezcla los ingredientes contrastables de personajes y hechos históricos que enfrentaron fríamente a un medio mundo contra él otro y entre todos ellos sitúa hábilmente a unos personajes de ficción que serán los hilos conductores del submundo oculto de los miedos, las angustias y deseos que atenazaba a una sociedad dividida, pero sostenida por un mismo  pilar: el imperialismo, que sostiene dos contrapuestos brazos: el capitalismo y el comunismo.

No hay hecho histórico que se sustraiga a la hábil pluma de Ken Follett, ni aquellos personajes que en aquel entonces tenían en su mano el poder omnipotente de decidir durante el periodo histórico denominado “Guerra Fría”, entendido desde la finalización de la II Guerra Mundial hasta la caída del Muro de Berlín. Kennedy, Martin Luther King, Nixon, Jrushchov, Brézhnev, Gorbach,  los misiles de Cuba, El Muro, la cultura hippy,…

“- Las máquinas de escribir son caras. – No es solo por el dinero. Es una voz disidente, una visión del mundo alternativa, un modo de pensar distinto. Una máquina de escribir es libertad de expresión.” (El umbral de la eternidad).

Los personajes creados por el autor de “El umbral de la eternidad” son movidos sabiamente (por ello su escritor es un bestseliano), para estar entre las luchas y temores de los líderes que pujan por vencer al otro medio mundo, eso sí, amarándose a un sillón donde unos esconden una sociedad con alarmantes tintes de racismo o, en el otro caso, una sociedad en el que se le trata de inyectar el virus de la despersonalización, donde toda su sociedad se convierta en una línea plana.

Quizás hasta uno pueda hablar de buenos y malos en este libro, o simplemente de dos mundos convertidos en “ los Hermanos Daltón”, donde al final, como siempre, es la sociedad del devenir diario la que sufre las fechorías de estos dos poderes hermanos antagónicos y siempre regidos por un dudoso hilaje interno que mueve intereses bajo el supremo “bien común”.

Un libro que no me ha dejado indiferente, porque es un libro que me recordaba momentos históricos vividos en mi niñez, pero que en aquel entonces quedaban muy alejados y sin una toma real de los que en la “mesa estaba en juego”. Y desde este juego del manejo de hechos históricos, Kell Follet va llevando al lector a una realidad reciente, que inexorablemente es la consecuencia de la suma del transcurrir de lo que antecede.

“- La política internacional es como un vaso. Los movimientos agresivos por parte de cualquier bando vierten agua. El rebosamiento es la guerra.” (El umbral de la eternidad).

Los Americanos y los Rusos o los “Avelicanos” y los “Rojos”, al fin y al cabo, son dos mitades del frío mundo. Uno abanderando la libertad de los pueblos oprimidos y la otra abanderando la desaparición de la diferencia de clases, mientras respectivamente los unos internamente están fracturados ante unos derechos civiles que rompa con el racismo imperante y los otros activando una maquinaria de control para el aplastamiento del individuo.

La historia reciente es su hilo conductor, siendo fedatarios del siguiente acontecimiento los personajes ficticiamente colocados por su creador. Leer hasta el final no se me ha hecho escabroso, es más me ha entretenido, incluso ha dibujado aquellos años con aquel sentir los hechos de manera infantil, pero con un toque de que  cada paso de aquel entonces es un logro del ahora, donde los verdaderos autores del ser hoy son una inmensa sociedad que está por encima de aquellos dos medios mundos.

La Caída de los Gigantes, el invierno del Mundo y…. ellos me han llevado al Umbral de la Eternidad, aunque la eternidad de este planeta llamado Tierra tenga un mal permanentemente subyacente: La III Guerra Mundial.


 “Las puertas del otro lado también estaban abiertas, así que las traspasaron, y el Este se encontró con el Oeste.” Sobre la caída del Muro de Berlín (El umbral de la eternidad

Image and video hosting by TinyPic

lunes, 8 de mayo de 2017

Ruta por los otros Humedales Manchegos

Sin se nombran los Humedales Manchegos, todo el mundo fija su mente en unos concretos y muy nombrados, pero La Mancha de los Humedales es un conjunto de biodiversidad que ocupa una vasta extensión, y entre todos ellos y su conjunto de peculiaridades hacen la exclusividad de esta zona.

Alguien dijo, que los otros Humedales son desconocidos, y sin embargo su ecosistema, envuelto en avifauna, específicas plantas, praderas y sus peculiares láminas de agua, muchas de ellas salinas, hacen un paisaje digno de visitar con sosiego.

Aquí os presento una magnífica ruta dentro de la zona de esta Reserva Natural enclavada en el Corazón de La Mancha, que situando como eje el río Cigüela en su recorrido medio nos deja un atractivo recorrido llano y lento al igual que el discurrir de sus aguas, que en otro tiempo eran desbordantes, hasta la vil alteración humana de su cauce y márgenes.

Son los otros Humedales, aquellas que nos les precede la fama del nombre, pero si contienen el sosiego de recrear grandes vistas entre apasionados silencios, donde imágenes costumbristas de la zona nos dejaran la mejor huella.
Villafranca de los Caballeros es el punto de partida, con un recorrido de casi 50 km, donde su escaso desnivel lo hacen de pedalada tranquila y disfrute de los lugares.


Comenzamos pasando por la laguna Grande, seguida de la Chica, para encarar la Laguna del Taray. Pedalear y parar, disfrutar de sus grandes vistas. Seguir a la laguna del Tirez, observar tranquilamente en la laguna de Peña Hueca, otra vez hacía el Taray, pero con desvío hacia la laguna de los Arbardinales, pedaleamos hacia Quero, donde su vetusta estación ferroviaria está adornada con sonido de cigüeñas, vamos hacia la laguna del Abogado (Antiguo molino de harina, que se valía de las aguas del río Cigüela).
Seguimos porque estamos llegando a su fin, la Dehesa, volteando la laguna Chica y Grande, para entre sus barcazas culminar en San Isidro.
Para culminar el día puedes hacer que las noche y el día hagan su espectacular relevo, y bajo una música de intercambio de colores disfrutes de la puesta de sol, desde el embarcadero del Alemán en la laguna Grande de Villafranca de los Caballeros.
Track de la ruta de 45 km por los otros Humedales (pincha sobre la imagen de abajo):

Image and video hosting by TinyPic

martes, 2 de mayo de 2017

Ruta Circular los Galayos por el Yelmo

Esta vez queremos dar un nuevo giro, y desde la plataforma de Gredos en Guisando (la Cabra), vamos hacer una circular. Quizás se nos ha echado la mañana encima, son las 10,00 horas; pero el madrugón ya venía servido desde Villafranca de los Caballeros.

Buena mañana, creo que fue excelente, de esas del calor justo. Sabemos que la jornada va a ser larga, pero apasionante, hemos calculado cerca de los 22 km.

Sergio, Bienve y un yo salimos con la moral muy alta y a ritmo sostenido, pronto nos encontramos con el desvío al Yelmo (este desvío está antes de llegar a la fuente de  Macario). Es una subida suave y cómoda, pronto nos muestra la otra cara de los Galayos, desde aquí son avezados panzones. La senda que siempre nos va a ir dejando los Galayos hacia la izquierda esta perfecta, así cuando nos encontramos con una familia, uno de ellos se muestra orgulloso de ser parte del estado tan cuidadoso que esta la senda.

Hasta llegar al arroyo Herveros la senda está bien marcada. Es en esta parada donde no hay que escatimar tiempo para enlazar con la senda del Peón. Una vez culminada esta subida giramos hacia la izquierda y seguimos la cuerda. Pisamos nieve, en año escaso, se agradece y se disfruta.

Vamos retrasados y nuestro objetivo se modifica, dejamos la Mira para otra ocasión y enlazamos con la Apretura para llegar al Victory y de allí por las zetas hasta la plataforma.

Buen día con excelente ruta, indudable que requiere un poco de ir preparado física y mentalmente, pero así es el Kinkillero de La Mancha.


Restaurante la Cabra, casi a la hora del cierre, pero ahí estaban para darnos unos suculentos tentempiés  para desbloquear los músculos o quizás eso quedaría para un buen reposo. Uno u otras cosas suavizará los músculos; de pronto -¡Anda! La cartera – y echando mano a una mochila y a otra resulta que la cartera anda en el bolsillo pero lo que más arriba se ha quedado ha sido el cortavientos recién estrenao  de Sergio. Por la “mirá” que despide parece que se quiere lanzar a su búsqueda, pero al final la noche la tenemos encima.

Track de la ruta circular desde la plataforma de Gredos (Guisando), pasando por el Yelmo, puerto el Peón, la Apretura, refugio Victory y la plataforma:

Image and video hosting by TinyPic

lunes, 24 de abril de 2017

Maratón de Madrid 2017

-Más de 37.000 corredores inscritos en la Maratón de Madrid- Así escuchaba la noticia, días antes, en no recuerdo que canal nacional de tv. Digo que si la organización lanza estás cifras, me da que no dice toda la verdad. En la maratón de Madrid se mezclan tres carreras: Una de 10 km, otra de 21 y la Maratón de Madrid que antes era MAPOMA, aunque también cabe la posibilidad que para los organizadores maratón es hacer 10Km, 21Km o 42Km, total que más da.

La maratón de Madrid en su 40 edición ha movido unos 15.000 corredores, todo lo demás son “añadios” que nada tiene que ver con la maratón, porque la maratón es la maratón y no es otra cosa aquí y en mi pueblo.

Pero ha sido una magnífica mañana maratoniana, y eso es lo que cuenta. Un año más el CA Las Lagunas de Villafranca ha lanzado sus “hordas”  a la conquista de la gran ciudad, casi diez maratonianos que han arrastrado un ingente de acompañantes laguneros. Es la fiesta deportiva que arrastra muchas “ansias”, entrenos y ganas de celebrarlo en familia, y así lo hace este club lagunero, por lo tanto felicitar por tan excelente ambiente.
Las primeras salidas fueron de despiste, donde los mejores iban lanzados, pero es minutos largos después donde aparecen los héroes que se han forjado con horas de sacrificado entreno y arañando ratos de donde uno ha podido. ¡Ánimo Valientes! Vosotros sois la Maratón que hace popular este gran evento.

La marea humana multicolor toma Colón,  imposible vislumbrar a los nuestros entre tanto trasiego de mezclados corredores junto con los maratonianos atletas populares.


Alonso Martínez es la estrategia para ir hacia Cuatro Caminos. Gregorio y yo nos peleamos con la máquina de billetes de Metro (con estas gafas deportivas no veo ni jota), gracias al Vigilante de Seguridad salimos del apuro.
Junto dos grandes maratonianos: Alfonso 39 y Capi 79. ¡Casi na!
Cuatro Caminos, aparecen los primeros laguneros. Es el momento de la sobranza de fuerzas mostrado en humor, mucho humor. Entre medias de esto me encuentro con Alfonso y el Capi (Los Gemelos de Urda), un honor compartir un “ratico” con ellos (Vaya crónica de laPrimera Maratón en un Crucero en el blog los Gemelos de Urda). Fe, fuerza y mucha suerte.

Metro hacia la Gran Vía, una avenida despejada, peatonal que nos desemboca en Callao, aquí dejo a Goyo que espera ver a su hijo Carlos .

Aparezco con los laguneros hasta la Plaza España, para que ellos culminen los primeros 21 km. Será en la estación del Norte el nuevo encuentro. Javier lleva el ritmo de su objetivo, mientras Alberto y Josue se despega del resto de lagunero que escotan a Alfonso.
Km 31 – Voy jodido- es las primeras palabras de Alfonso. Le creo, es el después de la Casa Campo, es el comienzo de la maratón. Lleva una respiración de sofoco, una mirada de rabia y un rictus desencajado, pero le pueden las ansias de querer luchar. Desde aquí hasta el paseo de los Melancólicos es el momento de recuperar fuerzas (si se puede) para enfilar la maldita y constante subida hasta Atocha.


Atocha, primer estrechamiento de ánimos y aplausos. Sube la adrenalina, entre la amargura de dolores. Alfonso, lleva su lucha interna, que bien tratan de refrigerar los escoltadores. Atocha, Museo del Prado, Neptuno, plaza la Lealtad, Cibeles, Biblioteca Nacional, Colón,… Son los últimos kilómetros, estamos en la transformación de la maratón en un acto de gloria. El giro hacia Velázquez es como una “puñalada trapera”´, pero entre el sufrimiento surge el éxtasis, ya no hay dolor, sólo gloria que entre el embudo de gente te lleva en volandas.

Enhorabuenas Laguneros maratonianos, es vuestro éxito.

NOTA. Quiero dedicar el siguiente vídeo a Fillo, por tan magnífica maratón en el año 2015, estoy seguro que este año su marca hubiera sido mucho mejor, he visto como volabas en tus entrenos, donde las lagunas se te quedaban chicas y lo más importante ha sido seguir una disciplina espartana, para hacer lo que hay que hacer y cuando hay que hacerlo. Si es mucho sacrificio, porque en la maratón lo difícil no es hacerla es entrenarla, pero la mala suerte traicionó los entrenos y los objetivos a las puertas de la Maratón de Madrid 2017 o no..., quizás, lo importante es la salud, porque con ella seguro que surgirán nuevas ocasiones ¡Ánimo! Fillo.

Image and video hosting by TinyPic

martes, 18 de abril de 2017

la Semana Santa en mi pueblo

Comenzamos la Semana Santa, después de muchos años, cumpliendo con la tradición, y así el miércoles Santo en la Ermita del Cristo están los "Santos en Rilera" que mostraban una bella estampa, con acompañamiento musical desde el coro.

Como no puede ser de otra manera desde ahí a la Mesa de los Discípulos.

Jueves Santo o comenzar desde la Casa de la Lola. Es la Sierra de Madridejos, donde una ruta circular, bajo los conocimientos del Kinkillero de la Mancha nos llevó por senderos; esta vez, de manera sosegada, meditando cada paso, haciendo paradas, deteniéndonos en cada empinada subida, disfrutando del paisaje entre sierras donde se vislumbran los valles, y siempre al fondo la inmensidad de la llanura.

Ruta completa y círcular, mostrando la belleza interior de la Sierra de Madridejos, entre caminos, sendas y cortafuegos: Desde la casa la Loli, al pantano arroyo Valdezarza, al Bebedero, la verja y los primeros pasos del arroyo Valdezarzas, fuente del Umbrión, el Basto, bajando por las Buitreras para encontrarnos de nuevo de la Casa de la Loli.

Track de la Ruta Circular Casa la Loli en la sierra de Madridejos:
Pincha sobre la foto de arriba para ir al track

Viernes Santos. Penitente mañana entre las pobladas plantas indolentes que invaden los pies de cada una de las olivas. Esta vez requiere paso firme y mano dura. Tirar sin tregua y limpiar sin miramientos, es el momento, un poco tardío, pero la tarea hay que cumplirla.

Sábado Santo. Es día de soltar piernas cogiendo los aires de la mañana perilagunar, pronto el 23 se nos echa encima y los finales 10 km de la maratón de Madrid están ya casi ahí. Lo prometido es deuda, por ello intentaré ser el “telonero” de Alfonso, que con ahínco se ha currado está maratón madrileña.
video
Domingo de Resurrección. Llegamos al pórtico de los quehaceres, y que mejor que hacer una Ruta de Humedales Villafranqueros por Pastrana para llenarnos de una llanura tranquila, silenciosa y apasionada.

Desde el Aula de la Naturaleza, saliendo hacia la laguna de la Sal, para ir por el margen del río Cigüela hasta el puente de la Tamarilla, girar hacia la izquierda hasta la entrada a la finca de Pastrana, cruzar este Humedal para desembocar en las vistas de la lagunas Grande y Chica, pasar la pasarela de la Casa el Guarda, baños de Adán y Eva para finalizar en el Aula de la Naturaleza.

Track Ruta por los Humedales de Villafranca de los Caballeros, Circular por Pastrana:
https://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=17291808
Pincha sobre la foto de arriba para ir al track
Entre medias España se mueve a paso de Procesiones, y en mi pueblo los Pasos son sobrios, escuetos y llenos de una especial sensación, que para los Propios los hacen únicos y epicentro de esta España de Semana Santa.






video


Image and video hosting by TinyPic

lunes, 10 de abril de 2017

El Camino que nos lleva a Urda

-¡Qué!, vamos mañana a Urda-, me dicen; yo con ciertas dudas digo –Que hace tiempo que no hago una tirada larga-, me contestan, -Va, si vamos a ir tranquilos, además vienen Toni y Carlos -, ante esto, no hay na más que decir – Pues nada, dime la hora y donde quedamos, que “paya” nos vamos-

08,30 horas del uno de abril, junto al bar Santa Ana, y después de un café, iniciamos el Camino que nos lleva a Urda desde Villafranca de los Caballeros.

Esta vez, tras cruzar la columna vertebrar del pueblo, cogemos camino Bajo Camuñas. La mañana, es de esas perfectas tras los cristales, pero un ligero viento de frente nos va a acompañar durante todo el recorrido. El primer paso es Camuñas, aquí tenemos nuestras fotos de rigor, para seguir hasta Madridejos, dejando la carretera comarcal a nuestra derecha, cruzamos la autovía y nos  desviamos hacia Madridejos (podíamos haber seguido el camino sin pasar por Madridejos). Queremos pasar por cada uno de los pueblos, siempre hay algún conocido, como en este caso nos encontramos con Javier.

Una parada en la Parada, para reponer fuerzas y a seguir hasta Consuegra, lugar de castillo y molinos. Buena estampa siempre nos deja por delante y por detrás. Esta vez, una vez hemos entrado en el camino, después de dejar Consuegra, no desviamos hacia la derecha (Indicación presa Romana). Esta ruta nos lleva hacia el río Amarguillo, desde Camuñas lo estamos  “margeando”, y será en el justo punto donde la presa Romana nos muestra su fin, junto al río Amarguillo, donde se disfruta de su bella estampa. La presa Romana es la de mayor longitud conocida de estascaracterísticas en todo Occidente. Y sobre esta presa hago mi alegato en contra del maltrato que está sufriendo este hoy anodino río amarguillo, porque en muchos de sus tramos está en franca degradación y descuido de limpieza, siendo algunos tramos contenedor de unas aguas mal depuradas y quizás revueltas en excesiva contaminación.

Tras ladrar un poco, encaminamos los últimos 6 km., siempre se hacen duros y eso que entre dos cerros se “vislumbra” la Torre del Cristo de Urda, pero os aseguro que su visión, el cansancio de los kilómetros y, quizás, su efecto óptico la hacen inalcanzable, parece que la distancia sigue impertérrita e inamovible, por más que agotadamente sigues moviendo los pies hacia adelante.  

Al Fin el Cristo de Urda un año más y corriendo. Si que es una suerte poder seguir “trotando”, aunque hoy sea más cansinamente que ayer.

Track Camino a Urda:

Bienve, Toni, Carlos y yo, hemos vuelto a reeditar una bonita etapa, si en septiembre fue por el Camino de Santiago de Compostela, esta vez ha sido por el Camino que nos lleva al Cristo de Urda.

Image and video hosting by TinyPic